Fabio Baccaglioni



Al fin llega el Oculus Rift para el público masivo y tal vez la mayor novedad no sea el equipo en sí sino el partnership con Microsoft y la XBox One.

Así es, Microsoft es parte del juego porque, recordemos, Sony tiene su propio headset para VR (Project Morpheus) lo cual deja afuera de la PS4 al Oculus Rift. Pero no la XBox y ahí es donde hay un nicho genial que incluye el combo Rift + Comando de XBox One en el pack para usuarios finales.

De esta forma se cierra la necesidad de otro mando, ya viene incluído, además el headset funcionará de forma nativa con Windows 10 y la XBox One hará streaming al mismo, asociación más estratégica no hay.

Ahora resta saber cuantos juegos soportarán el Oculus Rift desde el lanzamiento que se estima para comienzos de 2016, lo cierto es que el acuerdo con MSFT le dará una masa crítica muy superior a la que podía obtener por su propia cuenta o dependiendo de cada publisher independiente. Eso sí, el costo por jugar con el kit completo, desde consola a headset, puede llegar a ser elevado, hasta USD 1500 haciendo números, y eso sin contar cada juego que ronda unos USD 80 cada uno para un título de los buenos...

También suman el Oculus Touch, un extraño dispositivo para poner en cada mano, no se si es la mejor interfaz a simple vista, pero imaginemos que necesitamos tener control manual en un juego virtual, en vez de los viejos guantes "dataglove" de los 90s, esta sería la solución ¿Serán cómodos?



Habrá más novedades durante la E3 y ya hay juegos como Eve Valkyrie, Chronos y Edge of Nowhere que saldran con soporte para la plataforma.

Comentarios

Deje su comentario:

(comentarios ofensivos o que no hagan al enriquecimiento del post serán borrados/editados por el administrador sin previo aviso)

Security Image

Negrita Cursiva Imagen Enlace