Categoría: Procesadores

Fabio Baccaglioni


Es todo un chip, un SOC entero dedicado al procesamiento de imagenes, y es además un diseño propio de Google. Si ya lanzar teléfonos propios dice mucho de la estrategia de hardware de Google el incorporar diseños propios en sus teléfonos dice mucho más y cómo no se está quedando para nada atrás en el concepto con respecto a su principal rival en este juego: Apple.

Como todo chip gráfico el fin es doble, procesamiento de imagenes y machine learning, pero lo interesante del caso es que este procesador no está actualmente en uso por parte del Pixel 2 ¿Cuando lo estará?

No es que llevar hardware inútil sea la idea, el nuevo procesador empezará a funcionar a partir de Android 8.1, el procesador de imagenes se suma al Snapdragon 835 que ya tiene el Pixel 2, no es reemplazado, vendría a ser un coprocesador de imagenes.

Con un Cortex A53 para control, ocho núcleos IPU (Image Processing Unit), su propia RAM DDR4 y una línea PCIe, según Google este SoC puede procesar imagenes HDR+ unas 5 veces más rápido y utilizando un décimo de energía comparado con el SoC principal.

Ahora bien, lo interesante de esto no es solamente el coprocesador, en algún punto Google puede crear su propio SoC que incorpore esto y no requiera de Qualcomm, algo que a dicha firma ya le debería estar molestando sabiendo el camino que tomó Apple en este sentido, con sus propios diseños basados en ARM, y con Google haciendo prácticamente lo mismo.

Por el momento parece una solución intermedia; dos SoC en un mismo teléfono no es precisamente económico y todo este procesamiento podría estar en una misma pieza de silicio ahorrando más energía todavía, un SoC que incorpore no sólo el procesamiento general y el GPU para video sino estos stream processors extra para Machine Learning, no es nada extraño y hasta NVidia se dedica a esto.

El Pixel 2 es, a mi entender, la punta del iceberg del hardware creado por y para Google, de aquí en más veremos más chips propios y, en algún punto del futuro cercano, un SoC completo sin requerir de Qualcomm o soluciones similares.

Via Ars
Fabrizio Ballarino


Hace algo más de un mes atrás Intel había presentado a sus procesadores de nueva horneada destinados a los portátiles, pero aún faltaba su apuesta por el segmento de las desktops.

Es así como el día de hoy el fabricante de chipsets por excelencia en computadoras acaba de dar a conocer la octava generación de sus procesadores destinados a equipos de escritorio.

La familia está compuesta por seis unidades en total, dos variantes del Core i3, dos del Core i5 y dos del Core i7. Todos llegan con un aumento de potencia notable como así también un crecimiento en el número de sus núcleos e hilos... y de sus precios finales.
Fabrizio Ballarino


Por lo visto AMD está que no para y eso a los consumidores finales es algo que les beneficia en todo sentido, mientras Intel debe considerar con más seriedad a esta competencia.

Si bien hace poco conocíamos de la posible unión entre la primera mencionada y Tesla, ahora tenemos un aviso oficial emitido por la misma empresa que ya da que hablar.

En otras palabras, AMD informa que sus procesadores de la línea Ryzen y Vega llegarán a la litografía de 12 nanómetros (nm) para su siguiente generación, es decir, para aquellos chipsets que arriben en el año 2018.
Fabio Baccaglioni


Muchos reviews que voy a recomendarles del CPU que más ha movido el avispero en los últimos años ya no por las promesas sino por los hechos. Muchos núcleos, mucha potencia y el precio más competitivo a tal punto que provocó la reacción acelerada de Intel lanzando los i9 para tratar de compensar el primer buen golpe de AMD en años.

Los Threadripper son la versión "grande" de los Ryzen, no son para cualquiera, no son para gamers aunque éstos la pasarían de maravillas con sus 16 núcleos y 32 threads, son para Workstations pero... el precio invita a cualquier otro usuario y como no hay diferencias en ese sentido se puede utilizar full para gaming. Los TR 1950X cuestan unos USD 999, con un clock a 3.4GHz y turbo a 4GHz, soporte para DDR4 a 2666Mhz, unos 60 canales PCIe que, a modo Workstation, permiten MUCHAS placas de video en paralelo, 180W de TDP y mucho más.

Como siempre en estos casos recomiendo primero a Anandtech, un clásico que sabe hacer reviews de este tipo, son de los más serios y valen la pena. Analizan tanto el Threadripper 1950X como el 1920X y concluyen en que estamos ante la guerra de núcleos.

PC Gamer explica que ni el i9-7900X ni el TR 1950X son procesadores para gamers, son para developers de juegos, el Threadripper es básicamente cuatro Ryzen 5 1500X pegados juntos, optimizados y con clocks más elevados. Y aunque el escenario sea Workstation la misma gente de AMD lo promociona para consumidores, una interesante jugada.

Por su parte Extremetech también tiene un super review completísimo, comparándolo con el Intel Core i9-7900X y explica por qué le ha golpeado tan duro a Intel que aun con la nueva camada prometida de i9 no competirá en precio y ahí hay gran ventaja para AMD.

ARSTechnica hace lo propio aunque le critica su poca capacidad de overclocking... ¿En serio? a 4GHz hace falta más clock? aunque aclara que es más fácil de controlar la temperatura que en un Intel (oiga, esto es AMD!) igualmente require un muy buen sistema de cooling y potencia (esperable para un CPU de 1K verdes!)

Hay muchos más reviews pero estos son los que recomiendo
Fabio Baccaglioni
La próxima vez no le digan a Intel que alguien quiere competir con ellos Risa pues bien, aquí tienen el lineup de toda la línea nueva de Intel:



Y no sólo los detalles, además disponibilidad adelantada, percios, todo.

Empezando por el i9-7920X de 12 núcleos que llegará tan pronto como este mismísimo agosto, el 28, o los i9-7940X, 7960X y i9-7970XE para el 25 de Septiembre, al fin algún que otro ultra gamer (o tal vez alguien con deseos más productivos, claro) podrá tener esta última bestia con 18 núcleos y 32 threads a un máximo boost de 4.4GHz.

Estamos hablando de grandes TPD también, hasta 165W para los más grandes y si bien el Skylake-X tiene una caché L3 más pequeña aumenta más la L2 por núcleo. Se verán benchmarks pronto obviamente.

Ahora bien, está claro que la cantidad de núcleos es el objetivo para diferenciarse pero ¿Cuántas aplicaciones podrán darle uso? Para mi es genial que existan pero en la estrategia de many cores hemos pasado a la de "muchos más" en poco tiempo sin que el software se adapte al mismo ritmo. La mayoría de las aplicaciones que utilizamos pueden aprovechar de uno a dos núcleos, unas pocas cuatro. El resto, desde diseño, ingeniería hasta machine learning ya estan adaptadas, pero la gran mayoría no.

Por el momento a nivel precios estará muy por encima de AMD, el de 18 núcleos comenzará con USD 1999 (precio mayorista) que es el doble de un Threadripper de 16 núcleos de AMD, claro, habrá que ver en benchmarks si es que la performance anda por ahí o estan siendo careros.

Via Extremetech
Fabio Baccaglioni


Luego de varios meses luego del anuncio Intel lanza oficialmente su nueva segmentación de procesadores Xeon basados en el núcleo Skylake-SP con una variedad muy a lo Intel diferenciándose de AMD ¿Una reacción a los Ryzen y Threadripper? Puede ser, pero Intel tiene muchas cosas para mostrar que valen por sí mismas.

Para empezar la nueva segmentación utiliza el nombre de cuatro metales para diferenciarse, Platinum, Gold, Silver y Bronze y cada línea posee diferencias en sus características, algo que AMD prefiere no hacer pero Intel sostiene como modelo de negocios.

Empezando por el Xeon SP más grande, el de 28 núcleos y 56 threads, con SP nos referimos a una plataforma escalabe (Scalable Platform) y la enorme cantidad de núcleos dejan en claro que ese es el camino.

Intel cambia la interconexión entre núcleos saliendo del "ring" a un entramado 2D donde los núcleos se conectan en 2x2, 4x4, 4x6, 6x6, etc. De esta forma achican las latencias del diseño anterior y le dan pelea al esquema de AMD que no es tan complejo pero sí era novedoso hasta hace un mes. Según Intel, obviamente, hay grandes ventajas sobre el Infinity de AMD.

Los Xeon SP cuentan con AVX512, instrucciones para vectores de 512 bits contra los AVX de 32 y 64 anteriores o el AVX2 de 256 bits, es una notable diferencia y el modelo más grande cuenta con dos unidades por núcleo (los gold sólo una ). Otra característica es el "Key Protection Technology" que permite encriptar o desencriptar sin tener la key principal en memoria, un riesgo que de esta forma se evita llevando el dato al CPU directamente.

El modelo mayor soporta 1.5TB de RAM, el que le sigue 768GB, además de 48 líneas PCIe 3, ahora bien, AMD aquí tiene una ventaja interesante, el Epyc de 32 núcleos soporta hasta 2TB y 128 PCIe 3 tanto para sus sistemas de uno o dos sockets y donde los procesadores de Intel tendrán mejor performance por núcleo los de AMD podrán ofrecer mejor interfaz de memoria e I/O en operaciones que requieran más uso de memoria. Ojo con esto.

El esquema de Intel también difiere, como mencionaba, en la segmentación, además de las diferencias mencionadas los Platinum y Gold ofrecen interfaz de memoria de 2666Mhz pero los Silver de 2400Mhz y los Bronze de 2100Mhz. El clock del Platinum estará en unos 2.5GHz con turbo a 3.8GHz ¿Precios? Intel no pestanea siquiera con unos USD 13.011 para estos grandotes o USD 10.009 para el Gold.

Via ARS Technica
Fabio Baccaglioni


AMD anunció oficialmente EPYC, una plataforma para servidores con doce procesadores en su línea inicial, tres para equipos con un sólo socket y el resto que estará disponible a partir de Julio.

Por dentro el EPYC tiene los mismos núcleos de Ryzen, cada bloque con dos procesadores de cuatro núcleos y dos canales de memoria y el total máximo es de 32 núcleos y 8 canales de memoria. Cuatro bloques de silicio con ocho núcleos cada uno son conectados mediante Fabric acercando no sólo a los procesadores sino a las placas de video Vega.

Infinity Fabric está justamente diseñado para agregar de forma modular y escalable más GPUs y CPUs a la cadena, con soporte para 8 canales de memoria y 2 DIMM por canal cada EPYC alcanza a controlar hasta 2TB por socket y 4TB en sistemas de doble procesador. Cada CPU soporta 128 líneas PCIe 3.0, hasta seis GPUs o 32 unidades NVMe y cada CPU tiene 4 IO Hubs extra para almacenamiento.

Cuando se conectan dos bloques EPYC 64 de los canales PCIe se utilizan para Fabric y duplica la capacidad de memoria (pero no de GPUs, claro), cuentan con 64MB de L3 y DDR4-2666.



Por el momento la línea EPYC 7000 no tendrá equipos con cuatro sockets, sólo duales, con el mayor de 32 núcleos y 64 threads a una velocidad de 2.2GHz a 2.7GHz y máxima de 3.2GHz, un TDP de 180W y precio en el modelo mayor EPYC 7601 de USD 4000 aproximadamente.

El target es atacar a los Skylake-SP aunque por ahora sólo han sido probados contra los E5 v4.

La razón para utilizar tantas líneas para Infinity tiene que ver con las arquitecturas de memoria no unificada (NUMA) y por ende los cuatro bloques estan todos conectados entre sí a 42GB/s y hacia afuera entre sockets suma cuatro links a 38Gb/s bidireccional, las latencias con esta enredadera de links es de 26ns dentro de los núcleos, 42ns entre dos núcleos bajo el mismo silicio y 142ns dentro del mismo packaging. La comunicación con la memoria RAM es también bien rápida, 32GB/s bidireccional por link y hasta 256GB/s por socket.

El nivel de seguridad también aumenta, desde la DRAM con AES-128 incorporado en el MMU, un Secure Processor como controlador, etc.

El control de energía también está revisado porque debe manejar 32 núcleos de forma independiente y, además, tiene un TDP realmente bajo con 180Watts, una de las ventajas de EPYC sin dudas.



Según AMD la performance por watt es lo principal en este procesador, una mejora del 50% con respecto a los E5. Así que como verán no sólo en procesadores desktop y de notebooks veremos competencia renovada, en servidores también y es aquí donde AMD tiene muchas posibilidades ya que los EPYC van combinados con los GPU Vega, Machine Learning? Por supuesto!

Via Anandtech
Fabio Baccaglioni
IBM presentó su primer chip fabricado a tan sólo 5nm, una bestialidad considerando que hace poco habían presentado un logro similar en 7nm y por la dificultad que está presentando sostener la Ley de Moore.



Hace tan sólo dos años presentaban los 7nm con un sistema de litografía ultravioleta extrema que conservaron para los 5nm pero lo que dejaron afuera fue el proceso FinFET para crear los transistores pasando a stacks de nanocapas de silicio (GAAFET). Esto les permite mejorar la formación de los transistores en este tamaño tan pequeño y ajustarlos sin tanto error. Lo interesante del proceso GAAFET es que fue como tomar el FinFET tridimensional, acostarlo y agregar más capas en un gran sandwich de silicio, una vuelta al 2D en la construcción pero de 3D en el ensamblado de capas.

En comparativa con el actual proceso de 10nm que utiliza Samsung, partner en este proyecto junto a Global Foundries, un procesador de 5nm puede incorporar el doble de transistores en la misma superficie y, según IBM, un 40% de mejora de performance por watt o 75% de ahorro energético. En la misma superficie que el chip de 7nm juntaba 20 mil millones de transistores el de 5nm hace lo mismo con 30 mil millones.

El público de IBM para este proceso es amplio pero quieren hacer foco en Machine Learning e IA que es lo que vende la empresa actualmente, pero más allá del buzz de marketing este proceso obviamente apuntará a productos de consumo en unos años. ¿Cuántos años? Bueno, tengan en cuenta que recién ahora se estan utilizando procesadores a 10nm y los de 7nm de hace dos años ni siquiera vieron aplicación práctica en el mercado todavía.

La razón es la más obvia: costos. Convertir una fábrica de procesadores a un nuevo nodo implica una inversión no de millones sino de miles de millones, actualmente la cifra ronda los 20 mil millones de dólares para la conversión, por eso para un desarrollo semejante se juntaron estas tres firmas, solas no podrían y eso que sólo se trata de la etapa de investigación y definición de tecnología.

Via IBM
Nicolas Chamatropulo


Nuestros amigos de Intel presentaron nueva artillería en la Computex 2017, dentro de la denominación “X Series”. Nos encontramos con nuevos procesadores SkyLake y Kaby Lake, pero lo más llamativo es el Core i9 de 18 núcleos.

En total son nueve procesadores nuevos, de los cuales 4 son versiones del i9, y el resto nuevos modelos del i5 e i7, más potentes y con más núcleos. Todos van a funcionar sobre el socket 2066, placa Intel X299.



Es toda una gama de procesadores para cumplir exigencias Gaming como de creadores de contenido visual. Se encuentra muy bien escalonado arrancando con un Core i5-7640X que cuesta 242 dólares, y podemos llegar a un Core i9-7980XE, por el que van a pedir unos 1.999 dólares.

El escalón del Core i9 arranca con el i9-7900X, que costara unos 999 dólares teniendo 10 núcleos, 14nm, 140W y 3,3/4,3GHZ.



Además de la nueva familia Core X, es importante comentar que Intel ha mencionado la octava generación de procesadores que está por venir, conocida internamente como “Coffe Lake”: aseguran que serán un 30% más potente que los kaby Lake.

Via Engadget